Skip to main content

Sin asistencia oportuna la situación se deteriorará en noroccidente

  • Actualización de la perspectiva de seguridad alimentaria
  • Guatemala
  • Noviembre 2012
Sin asistencia oportuna la situación se deteriorará en noroccidente

Descarga el Informe

  • Mensajes Clave
  • Situatión actual
  • Suposiciones actualizadas
  • Perspectiva proyectada hasta marzo 2013
  • Mensajes Clave
    • El terremoto del 7 de noviembre ocasionó daños considerables en la infraestructura de vivienda, de agua y saneamiento, y productiva, por lo que el gobierno decretó Estado de Calamidad en ocho departamentos del nor y sur occidente del país. 

    • La entrega oportuna de ayuda alimentaria a los hogares damnificados por el terremoto es extremadamente importante para evitar el deterioro de la situación alimentaria. Los municipios más afectados en el altiplano se clasifican en Fase 2, según la escala CIF, para todo el período.

    • Daños en la infraestructura productiva podrían ocasionar menores ingresos generados por los hogares más pobres, durante la época de mayor demanda de mano de obra no calificada. Las opciones de los hogares para enfrentar la recuperación post-desastre y la siembra de primera de 2013 se reducirán debido a esto.


    Situatión actual
    • El terremoto de 7.2 grados Richter, ocurrido el 7 de noviembre, dejó a más de 30,336 familias damnificadas en ocho departamentos del nor y suroccidente del país, a la fecha se reportan 7,050 hogares con daños leves, 8,586 con daños moderados y 6,558 con daños severos y pérdida de bienes, lo que ha ocasionado su reubicación en albergues oficiales y no oficiales. Organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, y personas individuales han proporcionado alimentación a los albergados. Sin embargo, la cobertura aún no es del 100 por ciento.
    • Adicionalmente, este terremoto ocasionó daños en infraestructura productiva (sistemas de riego, patios de secado de café, invernaderos), sistemas de agua y saneamiento. La magnitud de esta afectación aún debe determinarse a través de evaluaciones que se llevarán a cabo en las próximas semanas. Sin embargo, hay comunidades que no tienen acceso a agua potable.
    • El gobierno ha declarado Estado de Calamidad en estos ocho departamentos, aunque los más afectados son San Marcos, Quetzaltenango, Totonicapán y Sololá; también ha indicado que cuenta con Q 1 millardo para la reconstrucción. Adicionalmente, varios países e instituciones han respondido con recursos propios, y Naciones Unidas planea lanzar una petición formal de fondos de emergencia (CERF, por sus siglas en inglés) para la entrega de ayuda humanitaria alimentaria y no alimentaria.
    • La zafra ha iniciado y la demanda de mano de obra se establecerá por completo en la medida que se alcance el fin del período lluvioso que facilitará el ingreso de maquinaria necesaria para el traslado de la caña cortada hacia los ingenios locales.

    Para el resto del país, la situación de seguridad alimentaria se mantiene estable, al momento.


    Suposiciones actualizadas

    En vista de los recientes eventos, algunas de las suposiciones utilizadas para el desarrollo del escenario más probable de FEWS NET, para el período octubre 2012 a marzo 2013, han variado de la siguiente manera:

    • Fenómeno de El Niño: Últimos informes de los servicios meteorológicos indican una reducción en las probabilidades de desarrollo de este fenómeno, dando lugar a condiciones neutras durante el período que abarca esta perspectiva. Por lo tanto, no se prevé que hayan anomalías en el inicio de la época lluviosa en 2013.
    • Mano de obra no calificada: La afectación de los cultivos de café por el hongo de la roya, en prácticamente todo el país, significó pérdidas menores al seis por ciento, pero reducirá indudablemente el número de jornales a contratar. Adicionalmente, el terremoto ocasionó daños en la infraestructura de procesamiento post-cosecha de este cultivo, lo que podría retrasar las actividades de corte. El beneficiado del café debe realizarse poco después del corte, si no existen las condiciones adecuadas para el mismo, los productores podrían retrasar la cosecha buscando resolver estos problemas, o vender el café en cereza para su procesamiento en otras áreas del país no afectadas, lo que reduciría el precio de venta o aumentaría los costos por el traslado. Algunos hogares afectados por el sismo preferirán no migrar del todo, buscando resguardar los pocos bienes que recuperaron, lo que reducirá considerablemente sus ingresos en la época de mayores opciones de trabajo.
    • Frentes fríos y heladas: Aunque la suposición de una temporada normal se mantiene, los daños en sistemas de riego e invernaderos en el altiplano, luego del terremoto, reducirán las opciones de mitigación del daño que las heladas puedan ocasionar en los cultivos de hortalizas; ocasionando una disminución en los ingresos generados por los hogares ubicados en las áreas cercanas. Adicionalmente, las bajas temperaturas podrán causar un incremento en la incidencia de enfermedades respiratorias en los hogares que perdieron sus viviendas.

    Perspectiva proyectada hasta marzo 2013
    • La cosecha de postrera se espera ocurra en noviembre, con lo que los hogares de gran parte del país (excepto el altiplano) tendrán granos para reabastecer sus reservas, y para la generación de ingresos a través de la venta. El inicio de la temporada de alta demanda de mano de obra, aún con los problemas ya detallados arriba, vendrá a aumentar los ingresos de los hogares más pobres, para la compra de los alimentos no producidos. La baja en los ingresos será más evidente a finales del primer trimestre de 2013 y se agudizará al entrar en el segundo trimestre. La categoría de seguridad alimentaria, Fase 1 según la CIF, no variará durante esta perspectiva.
    • Por otro lado, en el nor y suroccidente, especialmente en el altiplano del país, la situación sí varió respecto a lo previsto en la perspectiva en octubre. Existirá una disminución en la cantidad de efectivo generado a través de los jornales, y un incremento en los gastos relacionados con los daños causados por el terremoto. De materializarse la entrega de ayuda alimentaria proveniente del gobierno y organismos internacionales, esta compensaría parcialmente el uso de los recursos económicos en bienes no alimentarios. Adicionalmente, se prevé que un porcentaje menor de cultivos de granos básicos se hayan visto afectados por deslizamientos. Se espera que esta cosecha ocurra a finales de noviembre. Los municipios mayormente afectados por el terremoto en la zona se categorizan como Fase 2 según la escala CIF, puesto que se prevé que los hogares afectados deban recurrir a estrategias de respuesta irreversibles para su alimentación y/o recuperación.
    Figures Calendario estacional para un año típico

    Figura 1

    Calendario estacional para un año típico

    Fuente: FEWS NET

    Este informe presenta un análisis de las condiciones actuales de inseguridad alimentaria aguda y cambios en la última proyección de FEWS NET respecto a los resultados de inseguridad alimentaria aguda en la geografía especificada durante los próximos seis meses. Conozca más sobre nuestro trabajo. 

    Get the latest food security updates in your inbox Sign up for emails

    The information provided on this Website is not official U.S. Government information and does not represent the views or positions of the U.S. Agency for International Development or the U.S. Government.

    Jump back to top